26 marzo 2013

Proyecto "Amazonia" CVX

Muy queridos hermanas y hermanos miembros de la CVX en América Latina y en todo el mundo.

Como Iglesia, como familia Ignaciana, y como CVX, estamos viviendo tiempos de gran esperanza, de fuertes cambios en todos sentidos, y sobre todo momentos en que los signos de los tiempos demandan de nosotros una genuina capacidad de discernimiento. Son tiempos donde se nos pide, también, una respuesta a los clamores más fuertes de nuestro mundo, y estar verdaderamente disponibles para responder en los sitios donde hay mayor urgencia. En este momento donde vivimos un cambio de Papa, donde los primeros signos nos llenan  de ilusión y esperanza, y donde mantenemos también una postura responsable y madura para sentir con y en la Iglesia, haciendo lo que estamos llamados a hacer como Cuerpo Apostólico Ignaciano Mundial –CVX-.

Como uno de los frutos del Mandato de nuestra pasada Asamblea Mundial de Fátima 2008 con relación a la construcción de iniciativas y redes apostólicas a nivel internacional presentamos a ustedes la naciente propuesta del proyecto Amazónico de la CVX mundial. Se trata de una iniciativa que representa el trabajo de los últimos años por definir espacios para la incidencia socio-política que nazcan de procesos y acciones de base, que se sustenten en redes profundas con la Compañía de Jesús y la Iglesia a nivel local, y que sean el punto de inicio para pensar acciones de incidencia como CVX en el ámbito regional, y eventualmente mundial.

En este caso se trata de una iniciativa relacionada con la prioridad de incidencia para el tema de “Ecología” que ha sido trazado por los Grupos de Trabajo en Naciones Unidas y el EXCO en los últimos años. Esta propuesta se presentará a detalle en la Asamblea Mundial del Líbano 2013. Esta iniciativa pretende servir como punto de partida para trazar una ruta como Cuerpo Apostólico Mundial que nos permita reflexionar sobre la ecología, nuestro estilo de vida, modelos de consumos, y animar acciones específicas en un territorio tan importante para todo el mundo, y a la vez tan fuertemente vulnerable, como lo es la Selva Amazónica y todos los grupos humanos que ahí viven.

En este momento, como primer paso, el Consejo Ejecutivo Mundial ha aprobado que la CVX América Latina coordine el envío de un voluntario de la CVX a participar en una experiencia de voluntariado por un espacio de 2 años (comenzando en Agosto 2013), para trabajar con la región Amazónica de la Compañía de Jesús, y con varios grupos de la Iglesia católica, específicamente en el Equipo Itinerante ( http://equipeitinerante.jimdo.com/articulos/ ), en su propuesta de itinerancia y compromiso encarnado con los más vulnerables, desde donde podamos trazar una estrategia de trabajo e incidencia regional con la CVX América Latina.

Al ser esta la primera experiencia, pedimos un absoluto compromiso de todas las comunidades de CVX para promover esta convocatoria entre miembros de sus comunidades. Se requiere que puedan comunicarse adecuadamente en español y/o portugués, que tengan un fuerte y probado espíritu misionero, que tengan un amor profundo por la CVX y una significativa experiencia de comunidad, y que comprendan su rol en este proceso como enlace de la CVX mundial con la realidad Amazónica. Es imprescindible que envíen este correo a todos los miembros con espíritu libre y misionero, para contar con varios candidatos, de los cuales elegiremos a una persona para esta experiencia que inicia. Todos los detalles de la propuesta los podrán encontrar en los documentos anexos: 1. Folleto, y 2. Propuesta detallada. La selección del candidato para enviar al proyecto se dará por parte de una comisión del EXCO mundial para asegurar el perfil más propicio.
Cuando re-envíen este correo y nos ayuden a buscar los posibles candidatos les pedimos tengan muy presente este pensamiento del P. Pedro Arrupe, s.j., el cual hemos adaptado para nuestra comunidad CVX:
“Quédate en tu casa si esta idea te pone inquieto y nervioso.
No vengas a nosotros si es que amas a la Iglesia como a una madrastra
y no como a una madre.
No vengas si piensas que, con ello, vas a hacer un favor a la Familia Ignaciana.
Ven si para ti el servicio a Cristo es el centro de tu vida.
Ven si tienes unas espaldas anchas, suficientemente fuertes, un espíritu abierto, una mente razonablemente abierta y un corazón más grande que el mundo.
Ven si sabes ser bromista y reírte con nosotros y, en ocasiones, reírte de ti mismo".
Pedro Arrupe, s.j.
Pedimos a toda la comunidad CVX en el mundo que oren por este proceso que comienza, esperando que sea un camino que dé muchos frutos, y nos permite articularnos como Cuerpo Apostólico que responde  a los temas urgentes de frontera de nuestros tiempos.

Mauricio López Oropeza
Responsable de iniciativas apostólicas e incidencia internacional
EXCO-CVX